ACTUALIDAD –SEMANA 377– MARTES, 10/7/2018

Estos calores de +30 solo se curan al lado del mar. Por eso ayer la gente se quedó en la playa hasta que la noche le ganó la batalla al día. Manuel y yo nos fuimos procurando el frescor a la ría de Muros-Noia, más allá de las playas de San Francisco, hablando de Luís Enrique y de lo bien que lo hará como entrenador de La Roja…

—- O que eu digo –dice Manuel- é porqué non ó fichou despois da facaltruada do Real Madrid…

Sentamos nuestros reales en el faro del Monte Louro desde donde se veía el barco xeitoso saliendo a mar abierto, que este año no hay sardinas, aunque sí delfines: cientos de ellos pasaron por delante de nuestras narices, que no dábamos crédito a su impresionante danza de saltos sobre las olas del mar que más impresionó al Patriarca.

Dicen los viejos marinos de Noia –curtidos en los siete mares- que esta ría no sería la misma si no estuviera presidida por el Monte Louro, que es quien pone calma a sus aguas, enfrentándose a vientos y mareas de verano y de invierno.

El Monte Louro que asombró al mismísimo Noé, es quien preside el espacio atlántico mas mítico de esta costa legendaria y bella; el símbolo más visible desde mar y desde tierra.

El monte en sí es ya un espacio natural al que encaramarse para disfrutar del paisaje. En él se integran la playa, la Lagoa das Xarfas, y la orilla virgen del océano que encara un horizonte de misterio. Su valor ecológico es incuestionable y está unido al continente por un altiplano cuyo origen se data en el pleistoceno, esto es hace dos millones de años.

Quizá por ello las leyendas hablan de apariciones y de una ciudad sumergida bajo las aguas de la laguna, que está provocada por la desembocadura del pequeño río Longarela y también la rodea un cinturón de pequeñas dunas, que patos, garzas, alavancos y numerosas especies habitan, sobre todo, cuando el frío del invierno azota Europa.

Esta es una muy recomendable excursión para esta tarde en la que dicen los pronósticos que llegaremos a los +32 en la aldea única. Los nuevos puentes recortaron el trayecto y desde Compostela solo tardas en encontrar el viento yodado del Atlántico abierto veinticinco minutos.

 

EL GASOIL, LA GASOLINA Y EL COMBUSTIBLE DE TOXO.

El domingo pasado me subí a un coche moderno, de los caros y de marca. Como quiera que a mí ahora me llevan a todas partes, no me había fijado en la pantalla que indica al conductor todo; desde el lugar donde se encuentra al combustible que le queda pasando por esos avisos de seguridad que en mis tiempos jóvenes incluso nos asustarían. A saber, a la vista de los adelantos actuales, como serán los coches dentro de una década.

Pero mientras llegan, los que vivimos más el presente estamos mosqueados con lo que está pasando en el mercado del automóvil gallego, en el que ya te dan seis meses de espera para comprarte un coche nuevo de gasolina, porque las fábricas no dan abasto.

—- ¡Ostras, como nas operacións do Sergas!

—- Mais ou menos.

La causa principal es el aumento del consumo de los modelos de gasolina como consecuencia de la caída en desgracia de los vehículos diesel. En primer lugar porque ya anunciaron una subida bestia de este carburante y luego porque, tras el fraude de Volkswagen en el asunto de las emisiones, el gasoil parece ser el culpable de la contaminación del planeta.

No digo que no, pero a ver cómo cambia de coche esa mi gente que lo necesita para su trabajo por el que, tras la reforma laboral del PP, cobra menos de ochocientos euros y no tiene posibles para comprar un coche nuevo. Si le subes el combustible a precio estratosférico, lo arruinarás…

La gente lleva toda su vida consumiendo gasoil porque era mucho más barato que la gasolina y nadie puso peros hasta ahora, cuando la subida se deberá no al precio del crudo sino a los impuestos que se le van a aplicar.

Este asunto me trajo a la memoria el gran descubrimiento del siglo XIX en Galicia: la posibilidad de conseguir un combustible para vehículos y calefacciones a partir del toxo…

—- ¿Do toxo do monte?

—- Do mesmo…

No recuerdo esta mañana el nombre del inventor pero ya me había traído, para que lo probara, un whisky hecho del más abundante matorral de nuestros montes y una botella de combustible de toxo que sirvió para que un prototipo de vehículo recorriera el plató de TVE.

De lo que no me olvido es de los augurios de aquel hombre sabio, al que imagino en la actualidad creando cosas que jamás se comercializarán. Me dijo…

—- No tengo duda de la bondad de este combustible, menos contaminante que los actuales, pero estoy seguro de que jamás llegará a las gasolineras porque no lo permitirán nunca ni el gran capital ni el gobierno.

Me quedé perplejo ante tanta sinceridad y pensando en las posibilidades de eliminar gasolinas y gasóleos, incluso la costosa energía eléctrica, con nuevos combustibles como el del toxo.

Te parecerá que te estoy gastando una broma o contando un cuento, pero firmo como testigo de que yo he conocido un carburante hecho en base al popular toxo y su elaboración para nada dañaba el planeta.               

MAS NOTICIAS

—- Las buenas nos llegan desde Tailandia, en donde únicamente cuatro niños y su monitor no han llegado a la salida de la cueva en donde se quedaron atrapados los trece miembros del equipo de Los Jabalíes. Pero se sabe que han iniciado esta mañana el peligroso recorrido y que es posible que en esta tercera jornada de rescate queden todos a salvo con lo que finalizará la más difícil operación de salvamento que se ha llevado en las últimas décadas en Asia.

—- Las malas noticias llegan desde Japón donde las lluvias torrenciales han causado inundaciones al oeste del país que dejan un triste balance: más  de 100 muertos y otros tantos desaparecidos. Los daños materiales son muy cuantiosos.

—- Tres regalos tres le hizo Torra a Sánchez en su visita de ayer: los mapas de Cataluña, un libro de historia y un licor de ratafía elaborado por una plataforma que trata de evitar el paso de una línea de alta tensión sobre terrenos de gran riqueza agrícola. La charla fue extensa y cordial pero infructuosa: no se llegó a ningún acuerdo.

—-  Ha muerto mi colega Carlos Bermúdez, el director de la televisión del Real Club Celta. Hace unos días fue hallado inconsciente en un parking de Baiona y tras una lucha intensa contra la enfermedad se nos fue esta madrugada. Lo siento mucho porque era un gran tipo.

—-  No hay socorristas y algunos ayuntamientos gallegos no han podido cubrir las plazas que convocaron. Así que hazme el favor de ser muy prudente y no te creas un Tarzán de los mares, que el peligro existe y las imprudencias se pagan muy caro.

—-   Para caras las que van a poner los clientes de los taxis de Vigo cuando vean a sus conductores con faldas, a lo escocés. Con eso amenazan porque el Ayuntamiento quiere prohibirles que puedan desarrollar su trabajo en pantalón corto.

—-  Hoy a las ocho, primer partido de semifinales del Mundial de Fútbol, Francia contra Bélgica. Por cierto, ayer Rusia reconoció que sus jugadores habían inhalado amoníaco antes de los partidos contra España y Croacia, práctica que no está castigada como doping pero que logra que respires más y mejor… Eso sí, si no te mata, porque hay que echarle huevos al asunto.     

¿FRANCO AL CEMENTERIO DE FERROL?

¡Ay miña nai! ¿A que al final nos traen los restos de Franco para el cementerio municipal de Ferrol? Es que resulta que la familia posee allí tumba de su propiedad y el alcalde, Jorge Suárez, ya ha dicho que tienen todo el derecho del mundo a trasladar allí los restos del dictador.

Suárez dice que apoya cualquier iniciativa que suponga el desmantelamiento del Valle de los Caídos porque le resulta intolerable que continúe siendo el mausoleo de un dictador que generó muchísimo sufrimiento.

Pues no creo yo que estén de acuerdo con ese traslado los que serán “sus vecinos” en el cementerio ferrolano.

¡Vaya! ¡Llaman ya al timbre! Eso quiere decir que hoy también hay ruta por la costa para evitar los calores. A ver si pruebo el agua de mar y mañana te cuento…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *