Barsac

El buque fantasma que naufragó en Ons

Los fantasmas del Barsac salen a la superficie de los acantilados de Onceta.

El “Barsac”, navegaba los primeros días del año 1940 por el mar de Ons. Era un viejo crucero francés, que había sido reconvertido en patrullero y buscaba enemigos alemanes bajo las aguas de las islas. Europa vivía los años de la II guerra mundial.

Una mala mar quiso que el “Barsac” naufragara en la costa de la Onceta, que rodean rocas de aguja, y se hundiera para siempre en sus profundidades.

Pesqueros de Ons y de Portonovo, participaron en el rescate de los naúfragos, pero muchos perecieron ahogados. Algunos cuerpos fueron rescatados y enterrados en el cementerio vigués de Pereiró, en donde están las tumbas de al menos ocho jóvenes marinos franceses.

Pero el Barsac, un buque de 1047 toneladas, dejó en el mar de Ons otra herencia: armas y municiones antiaéreas, piezas de gran calibre y abundantes minas antisubmarino.

Los buceadores de la Armada española retiraron abundante munición de este pecio, descubierto por submarinistas aficionados.

Un Comentario

  1. Pingback: CRÓNICAS [Las cosas sencillas]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *