EL CASTIÑEIRO

UN ÁRBOL DE OTOÑO

       El otoño es policromía de hojas que vuelan sobre el bosque, al recibir la brisa melancólica que escala la copa de los castiñeiros.

       El castiñeiro es el corazón vegetal que late en la vieja aldea y la castaña su fruto. Ambos son la vida y la tradición; y de ellos emanan los ritos de incierto origen que seguimos cada año, cuando el sol ya no quema.

       Es el árbol sagrado que trepa por las laderas desafiando precipicios y es su fruto de sabor único, porque casa con casi todo.

       Ya huele a brasa de magosto en la villa próxima y a carro de castañero urbano en la ciudad antigua. La castaña y el fuego son los elementos que dan rigidez otoñal a las esotéricas formas de la magia; las que cuentan los abuelos, inspirados por la llama misteriosa de una lareira.

    

             No es un árbol de río, pero sí de bocaribeira. Al castiñeiro le gusta sentir la humedad de la niebla y la lluvia fina, antes de obsequiarnos con su fruto, la castaña, que vuela para buscar la tierra y morir en el fuego.

             Los soutos solo son de castaños y no hay aldea de Ourense o Lugo que no tenga el suyo. Son famosos los soutos de castiñeiros de Trives, que vigilan el discurrir del río Navea, antes de desembocar en el Sil.

              El castiñeiro es un árbol milenario, de larga vida. Los ancianos son de tronco hueco. Pero dicen que de ellos sale el mejor fruto.

      En toda Galicia  abunda la toponimia relacionada con este árbol: hay mil soutelos, souteliños, soutomaiores. Y numerosos apellidos de ilustres… Castaños, castiñeiras

      Esto indica su importancia a lo largo de la historia: porque era el árbol más importante de la vieja aldea: Suponía y aún supone buena madera para los ebanistas y carpinteros; incluso sus varas son ideales para la cestería y tonelería.

      Es planta medicinal: sus hojas y su corteza son astringentes contra la diarrea y en infusión valen para la tos y el mal de garganta. Incluso su flor, la candea, dicen que es el origen de la mejor miel.

      Y su fruto, la castaña, fue vital, el principal alimento para la supervivencia de tiempos felizmente olvidados. Hoy, en la moderna gastronomía, ya es otra cosa.

              A la castaña le arrebataron protagonismo en las cocinas gallegas el maíz y la patata, traídos hace siglos de América, pero fue el alimento base de cuanto ser humano y cuanto animal doméstico o salvaje habitaba la media montaña de Lugo o de Ourense.

            Hoy es postre de otoño y guarnición de platos elaborados con imaginativas y nuevas formas, especialmente los que tienen como protagonistas principales a la caza.

           Cuando llega el otoño vuelve a ocupar el lugar que le corresponde en la mesa, en la fiesta e incluso en las ciudades, en donde pequeños carritos-locomotoras aparecen en la esquina clave para dejar en el aire el inconfundible olor de la castaña asada.

 

            Además, la castaña es la gran protagonista que quiere recuperar su condición de elemento vital en la economía rural. La Ruta Europea de la Castaña nació con vocación industrializadora, que también crece como vía turística. Y desde algunas zonas de la provincia de Ourense se reclama con insistencia a la Unión Europea la declaración de Indicación Geográfica Protegida Castaña de Galicia.

           Juan García, cocinero ourensano en París, ya la protege en su restaurante, en donde nunca falta el rico marrón glacé gallego

.

(37) Comentarios

  1. Preciosas, las fotografías y los textos. Se nota que pateas el otoño por las tierras de la montaña ourensana. Mi enhorabuena por esta web tan bien pensada.

  2. Según vayas a uno u a otro lugar de Galicia te puedes sentir en planetas distintos. Las montañas en Otoño ofrecen estos caprichos de la naturaleza que, si haces un plano general, ves como emergen los ocres y amarillos entre el sempiterno verde.

  3. ¡Que lindos paisajes y que árbol mas interesante! ¡Acá creo que también lo hay pero no se le da tanta importancia quizá porque se desconozcan sus propiedades!

  4. Ese lugar que citais en el artículo, los soutos de las laderas del río Navea en Trives, es una pasada. Parece un cuento de hadas. Una vez que fue Franco por allí le construyeron un mirador y todo. Ahora lo aprovechamos todos.

  5. Ahora me explico porque el castiñeiro es el árbol recurrente de los músicos y de los poetas… Es francamente bonito y su fruto de lo mas sabroso.

  6. Desde mi ventana veo uno de los más hermosos ejemplares de castiñeiros que hay en mi pueblo, Cerdedo… Es el rey de los montes de Galicia.

  7. Estoy de acuerdo con vosotros en que el castiñeiro es un árbol totémico de la Galicia mas ancestral pero no os olvidéis del carballo, que en otoño alfombra el monte de ocres también muy bellos. Para mí que la foto esa del amanecer entre árboles es una carballeira… ¿Verdad?

  8. Me encantan esos lugares que bien hablan de la magia de Galicia. Gracias una semana más por servirnos un plato de emociones de esta Tierra Unica.

  9. Tienes los ojos de Hemingway y el alma de Otero Pedrayo. Solo esa mezcla es capaz de describir la belleza de un souto, de un castiñeiro y de una castaña de forma tan sublime. Por favor, nunca te canses de hablar de esta Galicia Única.

  10. La prueba mas fehaciente de que esta nuestra es una tierra mágica, donde las meigas abundan porque se enamoraron del paisaje, es esta forma de contar el otoño al pie de un árbol. Mi enhorabuena por esta hermosa web a Xerardo Rodríguez.

  11. ¿E ous soutos da Ribeira Sacra? Baixando de Parada a Santa Cristina hai maravillas de maravillas e no mosterio mesmo hai un souto de fermosos castiñeiros que pasan dos douscentos anos.

  12. Los soutos mas felizmente cuidados y los mas llamativos están en O Courel. Os recomiendo que allá para finales de Noviembre vayais a la sierra y veréis ese otoño que se extingue y que nos deja muestras tan bellas y tan coloridas como esta página.

  13. En Manzaneda pueblo hay varios soutos que son una verdadera maravilla y de lo mas antiguo. Lo bueno que tiene el castiñeiro es que vive mil años. Es un árbol duro. Ya se dice por aquí: é forte como un castiñeiro.

  14. Me vuelve loco este paisaje, el otoño con ese sol penetrando entre la niebla y que calienta el mediodía, la forma del castiñeiro y el sabor de la castaña asada en el magosto de la pandilla. Gracias por esta página.

  15. Recomiendo a todos los que no son gallegos que se vengan a pasar con nosotros los días del Magosto, que se celebran en los primeros días de Noviembre. Lo pasarán bomba disfrutando del contacto con la naturaleza y comerán las mejores castañas del mundo… (Ademas de otras cositas ricas)

  16. En Ourense hay dos o tres fábricas de “marrón glacé”, creo, que exportan este dulce sabrosísimo a Francia y a otros países de Europa. Está muy implantado como postre… La base es la castaña…

  17. El paisaje del souto es lo mas increíble que te puedes encontrar en Galicia. Hay caminos preciosos con castaños a un lado y a otro que desembocan en un souto espléndido que es todo colorido… En la parte de Doiras, en Ancares, hay varios ejemplos magníficos.

  18. Bonita presentación del otoño y de Galicia. Debo comunicarle que la Indicación Geográfica Protegida Castaña de Galicia es una marca de calidad desde el año 2.009, por lo tanto todos los reconocimientos de la Unión Europea vienen a acreditar la calidad contrastada de la única IGP de castañas que hay en España. Es pública la marca y su Reglamento. Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *