EL TERRITORIO DEL MITO

La fama como Costa da Morte le viene de muy atrás y se debe a las muchas informaciones publicadas en todo el mundo, sobre hechos tristes. La belleza del paisaje y lo trágico merecieron tan bellas palabras como las que escribió Cesar Antonio Molina:

—- Ir a la Costa da Morte es un viaje elegíaco al territorio del mito.

El escritor coruñés lo dice porque hay mucha verdad en los libros escritos sobre el tema, pero también mucha leyenda, como la que afirma que algunos paisanos encendían fachos para confundir al capitán de la nave y cobrar luego el botín del naufragio.

Los únicos fachos que se recuerdan son los que aún encienden los peregrinos al final del Camino, en el Faro de Fisterra.

Esta vez, el viaje hacia la elegía es a través de la cámara de “Le Voyage Des Koumul” a quienes debemos otra perspectiva del poderoso Atlántico…

Un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *