Navia de Suarna

Antesala de Ancares

Cuando el sol ilumina Suarna nos deja ver este puente medieval sobre el Navia.

La policromía envuelve hoy este paisaje de Suarna, antesala de Los Ancares de altas cumbres y bosques encantados,  por donde aún vagan el oso pardo, el lobo y el gato montés.

Navia de Suarna viste siempre un traje de gala multicolor, el de su entorno natural, donde predominan, el verdoso tapiz del valle hermoso creado por su río, el Navia; y el paisaje de la grande montaña donde hay que saborear la belleza de ancestrales bosques. Sobre todo  cuando explotan el otoño y la primavera.

Caminemos,  pues,  siguiendo el curso del agua nacida en la montaña que persigue la placidez del lugar sereno del río, donde la luz se cuela entre la niebla y entre los árboles próximos al entorno más urbano, nacido alrededor de una muy antigua fortaleza.

Un Comentario

  1. Pingback: TIERRA [La geografía vibrante]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *