SER O NO SER

La Tierra Única es también mágica por naturaleza.

En el entorno natural es en donde suceden sueños y milagros, porque es donde habitan las meigas y los druidas, los magos y  las hadas, los pequeños duendes y los gnomos del bosque… Pero, ojo,  también las brujas.

Hay montañas mágicas que los celtas convirtieron en sagradas.

Montes con restos del templo en donde los romanos hallaron el Ara Solis.

Caminos de peregrinaciones que siguen rutas legendarias.

Soutos con fruto de castaños para preparar brebajes.

Dos mares que trajeron cristos crucificados, alguna virgen y el cuerpo del Apóstol.

Y mil ríos, espejo natural de las criaturas nacidas en las fragas.

Por eso aquí resplandece el paisaje. De él surge lo mágico con un brillo especial.

BOSQUE

De las entrañas húmedas de la Tierra surgen misterios de niebla y orvallo caído del cielo, mientras al pié del fuego de la lareira se cuentan hazañas protagonizadas por fantásticos personajes de leyenda.

La  fe mueve montañas y nos hace entender el milagro.

Nos debatimos entre la fiesta de la vida y el culto a la muerte, dialogando con santos y con almas en pena que vienen del Más Allá.

Buscamos tesoros nunca encontrados  bajo el mar o en la piedra encantada del valle del oro.

Y sí, las meigas existen y siguen siendo las heroínas de nuestra ficción…

Pero meiga no es sinónimo de bruja…

BRUJA

La bruja es fea y mucho más vieja que las venerables ancianas guapas de nuestras aldeas. Tiene verrugas en la cara y usa sombrero de cucurucho.

Las peores brujas son las que viajan en escoba acompañadas de un gato negro y preparan pócimas frente a una enorme caldera que posan directamente sobre el fuego.

Las brujas son malas. Tan malas que nos enmeigallan…

MEIGA

Los meigallos los curan las meigas que son buenas y también lo están. Como las  hadas.

Las meigas podrían ser modelos de Adolfo Domínguez o de Verino. Porque son increíblemente hermosas…

Pero cuidado con las que tienen ojos de gata porque son capaces de someternos a su caprichoso dominio.

Y ese meigallo ya no tiene cura.

FE

Hay también una cuestión de fe. De esa fe que, si no mueve montañas, hace comprensibles algunos milagros y provoca el fenómeno espiritual.

Aunque a veces confundamos la fe con la fiesta.

Sucede en la romería  a la que vamos “ofrecidos” por padecer enfermedad o en la que buscamos, simplemente,  la troula y la pulpeira de Carballiño.

Y ya te conté alguna vez que en la Galicia Única quedan aún romerías tan ancestrales que sus orígenes se pierden en la memoria de los tiempos. Este fin de semana te recomiendo que vivas en Muxía el culto y la fiesta en honor da Nosa Señora da Barca.  

(35) Comentarios

  1. Ufff. Moito coidadiño coas bruxas que esas sí que fan dano. Noraboa pola web, ten moita calidade e falta nos fan publicacións de este tipo tal e como anda o país.

  2. Bonita descripción de cómo es nuestra tierra: un mágico paraíso que en septiembre brilla de forma especial. Por cierto, luego dicen que llueve en Galicia…

  3. Desde Panamá os envío un saludo y mis felicitaciones por esta revista que nos acerca Galicia a los que vivimos fuera. Me gusta mucho esta forma de contar las cosas de la tierra porque se ven fácil además de bonitas. Yo paso el enlace a todos mis amigos.

  4. La Galicia mágica se esconde en el bosque pero las brujas de vez en cuando se disfrazan y van a las fiestas y a las romerías y no hay quien las distinga. Siempre andan danzando por en medio de la gente normal. Así pasa que hay hombres que se vuelven realmente locos. ¡Cuidado no os vayan a enmeigar!

  5. ¡Galicia, terra meiga! Si as meigas son como esa rapaza tan bonitiña que é capaz de alonxar o lume alá marcho ainda que teña que comer caldo de berza. Desde París felicitovos por unha web que conta con xeito as cousas da terra.

  6. Pepe Hervadas, si te encuentras con una bruja invoca a las meigas, ya verás como se va pitando. Gracias por tan bellas palabras dedicadas a nuestro mundo mágico…

  7. Este fin de semana me voy de bosque encantado al Courel. A ver si es verdad que aparecen las meigas buenas y deshacen todos los meigallos que tengo, porque son un lío enorme del que no me doy levantado.

  8. Desde Baracaldo os envio mi saludo y felicitación por tan bonita web. Soy gallego y toda mi familia es de ahí, de esa tierra, efectivamente, mágica como ninguna.

  9. «……..ten moita calidade e falta nos fan publicacións de este tipo…………»
    Me ganaste de mano , Ernesto. No abunda el periodismo poético.
    No hubiese resumido mejor que vos las virtudes de esta ventana única.
    .

  10. Tu lo has dicho: la magia de Galicia se esconde en el paisaje. Sea cual fuere. Tenemos una tierra muy hermosa y quizá debiéramos cuidarla un poco más para evitar que las borrascas nos afecten demasiado, como está ocurriendo en la costa del Mediterraneo.

  11. La Galicia “más” profunda es, a mi entender, la que llamas “mágica” y yo entiendo que es la de las supersticiones… ¿Por qué no aparcar algunas de esas creencias?

  12. El encanto de Galicia es su magia, la de sus paisajes, la de sus orígenes ancestrales, la de sus tradiciones, la de sus creencias… Aquí todo es mágico. Y el que quiera comprobarlo, que venga.

  13. Me encanta esa manera de describir una tierra tan bella… Sí, tiene magia y así me lo transmitía siempre mi abuelo. Un piquito desde Acapulco, la ciudad del amor… y del sol.

  14. La magia de la tierra es la que siente uno mismo ante el poder que le rodea en el medio natural Muy bello este escrito y todo el contenido de la revista. Moi boa, meu. A portada e os contidos desta semana non teñen desperdicio…

  15. O mago eres ti, Xerardo, contando historias desta Terra nosa. Unha aperta desde a Costa da Morte, sen dúbida, onde verás o mar mais máxico e temible…

  16. Cada día me enamoro mas de tu tierra, yo también temi a las brujas cuando niña, ahora solo las recuerdos con alegría de historias de mis abuelos, pero tu historia me inspiro para un poema. Gracias Xerardo saludos ….Lou

  17. Que bella manera de contar lo mágico, que para mí va del paisaje al encanto del mar y el bosque, mezclado con lo exotérico. En Galicia no se puede prescindir de ello.

  18. Desde Cordova les saludo y felicito por esta revista que me hace viajar todas las semanas a la tierra de mis ancestros. Mi abuelo aún vive y cuando le leo estas cosas tan bellas que escribís sonríe y se siente feliz. Aunque solo sea por mi abuelo, merece la pena este lindo viaje virtual. Muchas gracias por él.

  19. En Galicia todo es mágico… ¡Hasta vivir bien estando parado! Porque vivo en casa de mis padres y a ellos no les importa. La revista es muy bonita pero si además me diera alguien un trabajito sería fantástico. ¡Eso sí que sería magia!

  20. Gracias por este viaje mágico a la tierra de mis padres, a la que tendré el gusto de viajar en octubre, a ver si soy capaz de hacer el Camino de Santiago.

  21. Me gusta mucho vuestra manera de deslizar lo lúdico entre lo puramente cultural, esta manera de contar nuestras peculiaridades. Y a mí también me gustan las meigas.

Responder a Perla Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *