TV ÚNICA: AQUEL ALCALDE DE VIGO

 

 

 

 

 

 

 

Con Manoel Soto Ferreiro, al que hoy en día considero amigo, compartí momentos de caña y azúcar radiofónicos en aquellos tiempos en los que se iniciaba una democracia en España y él recuperaba la alcaldía de Vigo para el socialismo. Es un personaje especial que iba para artista y se quedó en político. Aquí hablamos de aquel viaje a Groenlandia y del derribo del “scalextric” de infausto recuerdo. Al final, es Fausto quien tiene que cantar aquello de “Uns van ben e outros mal”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *